viernes, julio 29, 2005

Natasha ernesto y yo –Podemos ser extremadamente crudos-

Escondimos la pulsera de Natasha en el sótano. Natasha la buscó y la buscó. Cuando ya el chiste no era gracioso, ernesto confesó que nosotros la habíamos escondido. Natasha bajó a buscarla y gritó un grito de terror. ernesto bajó primero y vio al engendro mutante con la pulsera en la cabeza. Yo bajé segundo y también lo vi.

En esa época acababan de inventar el microondas y nosotros éramos los únicos del barrio que teníamos uno. Los vecinos venían de cuadras a la redonda a calentar sus pollos. Un día Natasha se cansó y le regaló el microondas a una vecina. Nosotros íbamos todos los días a calentar nuestros pollos hasta que nos cansamos y nos hicimos veganos. Después descansamos.

Natasha gusta de cocinar con Pablo Moser pero Pablo Moser se fue a las leñas y Natasha cocina sola. Hierve el brócoli y lo sazona abundantemente con caca. ernesto dice que hay que patentar la receta. A mi no me gusta mucho el brócoli y me quedo callado.

Yo nací sin ombligo y a ernesto le parece la cosa más graciosa del mundo. Se burla de mi y me dice “engendro mutante” a mis espaldas. Yo lo fui a hablar con Natasha y ella me dijo que lo mejor es que lo hablara con ernesto directamente. Pero no me animé.

ernesto perdió el sueño en una partida de póquer y ahora en vez de dormir practica la batería toda la noche. Esto ocasiona en el consorcio disturbios que sólo logramos socavar con actos de desmedido desinterés y extrema gentileza. Si no doy ejemplos es porque la modestia me lo impide.

A veces podemos ser extremadamente crudos.
Natasha trajo el cachorro dálmata, de pelaje reluciente y suave, con los ojos todavía cerrados desde el parto. Jugamos al baseball con su diminuta cabeza.

14 comentarios:

Juanlo dijo...

"Una experiencia distinta, singular, llena de ese cierto algo que solo unos pocos tienen y aun menos logran transmitir con la agudeza a la que los tengo acostumbrados."

Modestia aparte.

A lo que iba: ¡tan prometedora introducción para haber sólo dos entradas :(?!

Cada mensaje que escribes es una historia individual o cada mensaje es un capítulo de un "algo" mayor?

Mateo dijo...

¿Cómo dos entradas, juanlo?

Hay más.

La verdad que podria cambiar esa introducción.

Anónimo dijo...

no deberias cambiar esa introduccion. que las susceptibilidades de quienes creen verdaderamente en ese tipo de superioridades (por eso, claro, se espantan ante alguien que se jacta de tal cosa)...bueno, que esas susceptiblidades no hieran tu poder corrosivo (que es donde esta el unico poder).

Anónimo dijo...

hasta la victoria, siempre. (claro)

Gugú dijo...

MAT es lo que te decía.
En el firefox tu template sólo muestra las dos últimas entradas, y la fotito del sidebar.

Gugú dijo...

Oh.
ernesto con mayúsculas.

Gugú dijo...

=)

Mateo dijo...

gracias gugi, no volvera a ocurrir

Anónimo dijo...

lo escatologico no deberia pertenecer al mundo de natasha, de ernesto y de yo. ¿o si?

lo dije.

igual hay algunos párrafos hermosos (el primero, el segundo, el último).

pero nadie se queda contento si manu ginóbili, sumando bastantes pase-gol, hace -sin embargo- menos pase-gol de los que debería.

Anónimo dijo...

es demasiado pedir que algun proximo personaje maneje un jeep cherokee?y que alguien compre una idea por favor

papaf dijo...

Si... cundo le dije a Mat que el cubano amigable había sido un pico de calidad y que este no me había gustado tanto adivinó que lo escatológico me había molestado.
Si bien hubo otras cosas que no estuvieron taaan buenas como en el anterior, es cierto que la receta de Natacha fue lo más disonante. Por qué será?

Anónimo dijo...

papaf:

yo -autor debo confesarlo de la crítica a lo escatológico que se lee más arriba- creo poder aventurar una explicación (o dos):

es disonante porque (aunque mateo haya pudorosamente cambiado su título-copete de frac y galera y derroche de estilo) este es un blog de alguien que sabe exactamente lo que hace y -por lo tanto- no debe apoyarse en el humor escatológico porque tiene demasiado estilo y prefiere dejarle aquello a los hermanos farrely o a quielo (que, ¿hay que aclararlo?, son geniales en lo suyo).

y -además- las fábulas de ernesto y natasha y yo se centraban en una comicidad dada más que nada en el montaje de sus oraciones y -por qué no ir más allá- en las elipsis que armaban el relato. en el tempo, qué va. (claro que todo de la mano de frases cuyo contenido era superlativo y siempre jugaba a favor de esta táctica).

ahora bien, la receta de natasha busca el humor en plano-oración, por decirlo de alguna manera. un humor menos de contraposición y más de gag realista (lo escatológico solo impresiona si tiene la impronta de lo real, claro). y eso desentona.

además natasha es la más sensible y no se va andar mezclando con mierda.

aguirre

Mateo dijo...

Tomi, te voy a poner en mi equipo. Vas a jugar de cinco.

Anónimo dijo...

de 5 con foul, claro.

javier mascherano